<

IBILIZ FUNDAZIOA Ametsen Zaindari

Este sitio Web utiliza cookies propias y de terceros con objeto de mejorar la experiencia de navegación. Si continúa navegando estará aceptando de forma expresa el uso de estas cookies. Puede obtener más información en nuestra página Uso de Cookies

Acepto

Noticias

Entrevista al tolosarra Imanol Rojo, esquiador de fondo.

10/11/2017

Hola Imanol, gracias por atender a Ibiliz Fundazioa. En primer lugar, cuéntanos, ¿cómo se presenta la temporada de invierno 2017-2018?

La verdad es que muy bien y  con muchas ganas de empezar y con la ilusión del que acaba de empezar a esquiar.

Entonces ahora que se acerca el invierno, ya estarás con el gusanillo de volver a la competición…

Sí, sí,… con mucho gusanillo de competición y con ganas de darlo todo. He entrenado mucho desde mayo y las sensaciones son buenas en los test como en los entrenamientos. Espero que se vea plasmado en las carreras dentro de muy poco.

Háblanos de ti. ¿De dónde te viene la pasión por el esquí?

A mis padres siempre les ha gustado el mundo de la montaña, y en invierno, el tema de la nieve y el esquí de fondo. Cuando nevaba cerca de casa, en Aralar, cuando éramos pequeños nos llevaban a mi hermano y a mi (5 años yo y 7 años él), a tirarnos con los trineos por la nieve. Al final, probamos un día con los esquís y nos encantó. Luego vinieron los cursillos del club de la diputación, y más adelante el mundo de la competición, que es lo que terminó de engancharnos del todo. Nos gustaba la nieve, el mundillo, el ambiente… En definitiva, todo lo que rodeaba la nieve.

Pudiendo elegir el fútbol, baloncesto, balonmano, atletismo… ¿Qué te decían tus amigos al ver que elegías un deporte no tan habitual?

Al principio es lo que dices, todos esos deportes más habituales los pruebas porque se hacen en el colegio o fuera del colegio con los amigos, pero no terminan de gustarte ni de motivarte. Por lo menos, no tanto como cuando me ponía encima de los esquís. Al principio hacia natación, pero tuve que dejarlo al no poder compaginar los dos deportes.

¿A qué estaciones de esquí viajabas con tu familia? ¿Cuál era tu preferida?

Normalmente a Somport-Candanchú, que era donde había una pista bastante decente y donde se pisaba la pista. Hasta entonces solo habíamos esquiado en Aralar. que era una pista que la hacíamos nosotros con los esquís, campo a través.

¿Eras atrevido? ¿De los que se meten en las pistas complicadas sin miedo?

Sí, en ese sentido siempre he sido bastante espabilado y no me ha costado mucho.

¿Puedes contarnos alguna anécdota que recuerdes de estos comienzos?

Con mi hermano siempre nos picábamos entre los dos a tirarnos de un lado o de otro. No tengo así una anécdota concreta. O nos picábamos con mi padre, antes que podía ganarnos, je,je.

¿Cuándo viste que tu afición podía convertirse en algo más y que podías llegar a profesional?

Con 15 años vi que era capaz de hacer cosas que otros con mi edad no podían hacer, o les costaba más entrenamiento para poder hacer, según qué ejercicio. Entonces decidí que si me lo tomaba en serio podía llegar a hacer algo en este deporte.

Tu modalidad es el esquí de fondo, ¿qué te atrajo de ella?

El sufrimiento recompensado, diría yo. Es una modalidad muy bonita aparte de eso, pero que requiere de muchas horas o años para intentar dominarla.  Lo difícil me gusta, y creo que cada día puedes aprender algo de este deporte. Te da cosas que otros deportes no te dan. Es muy personal describir lo que se siente encima de unos esquís.

¿Qué cualidades físicas y mentales debe tener un esquiador de fondo?

Ser duro, tanto mental como psicológicamente. Físicamente hay que estar muy preparado porque se necesita tener fuerte todo el cuerpo: tanto brazos como piernas, tronco, etc... Pero todo eso funciona si la cabeza funciona bien.

¿Qué nivel hay en España en este deporte? ¿Y en Euskadi-Gipuzkoa?

Comparado con otros países es muy flojo. El nivel ha tenido un poco de bajón de competición estos años atrás de gente, porque en número de practicantes es un deporte bastante afluenciado. Es un deporte muy sacrificado en el que no todos se quieren implicar. En Euskadi-Gipuzkoa aún menos, porque no hay pistas de esquí y no tenemos nieve, pero aún y todo bastante gente buena hemos salido de aquí para no haber pistas de esquí.

¿Tienes algún ídolo deportivo dentro del esquí? ¿Quiénes son los mejores en tu modalidad?

Los mejores son los noruegos, los que inventaron todo esto. También escandinavos, rusos y parte de Europa central. Tienen una cultura deportiva envidiable que a los niños se la inculcan muy rápido. Mi ídolo es Tobias Angerer, ex esquiador Aleman ya retirado, y el esquiador Petter Northug(Noruego).

¿Y alguna referencia en el mundo del deporte en general?

Rafa Nadal y Mireia Belmonte, por su esfuerzo y sacrificio

¿Cómo es el día a día de Imanol Rojo? ¿Estudias? ¿Dónde fijas tu residencia?

Mi día a día ronda entorno al esquí de fondo. Me levanto por la mañana, desayuno, voy a entrenar, comer, descansar, estudiar, entrenar, cenar y dormir. Casi todos los días es así. Algunos días entreno sólo una vez al día, o a veces incluso 3 veces al día antes de desayunar. Es mi vida y me apasiona lo que hago. Estudio Maestro de primaria en la UNIR. Y ahora mismo llevo 3 años viviendo en Vielha (Lleida) para, en invierno, estar más cerca de la nieve cuando no estoy fuera.

¿Pasas mucho tiempo fuera de Tolosa?

Sí, prácticamente todo el año. Siempre intento venir semanas que no tengo mucho entreno para poder estar con la familia.

Dinos Imanol, qué es lo mejor y peor de ser esquiador.

 Lo malo es estar lejos de la familia y, a veces, lo duro que es tanto física como psicológicamente. Lo bueno, sin duda, los diferentes sitios que estoy conociendo, amigos del esquí y lo mucho que estoy aprendiendo en este mundo para un futuro.

¿Tienes entrenador personal?

Sí, Franco Puntel, entrenador italiano, y Jesús Pérez, preparador físico.

¿Qué fases tiene la preparación de un esquiador a lo largo de una temporada?

Se suele empezar en mayo y hasta agosto. Se meten muchas horas de base con algo de intensidad con rollerskis, bici, correr, correr por montaña con bastones, correr en asfalto, gimnasio...

A partir de septiembre se empieza a pisar la nieve con los esquís y se dejan de lado los rollerskis un poco, pero no del todo. Gimnasio y correr lo mismo. Esta es una fase de mucha intensidad para llegar bien a las carreras.

Y a partir de noviembre suelen empezar las carreras donde sólo esquiamos, corremos un poco y a veces vamos al gimnasio. Aquí, fase de intensidad mezclado con carreras, descanso, etc...

Sochi 2014 fueron tus primeros JJOO de invierno. ¿Cómo fue la experiencia?

Fue increíble, una experiencia que no olvidaré jamás. Era muy joven para mi disciplina y lo pude disfrutar mucho. Salí sin presión en todas las carreras y eso me ayudó mucho, la inexperiencia. Conocí a mucha gente y el ambiente olímpico era impresionante. Convivir con tus ídolos es un sueño hecho realidad.

También participaste en los Campeonatos del Mundo de 2013, 2015 y 2017.  Participar en citas importantes te dará mucha experiencia.

Sí. La verdad es que de ser el más joven del equipo pase al siguiente año a ser el único y eso me ha afectado en estos años. Pero ahora sé el papel que tengo en la selección y cada año voy a más desde el 2015.

2017 comenzó muy bien, con el doblete en los Campeonatos de España, pero el Mundial no fue tan bueno. ¿Qué balance haces de dichas carreras?

El balance muy bueno, porque a final de temporada hice muy buenas carreras en Copa de Europa que pueden permitirme estar otra vez en esos segundos JJOO. En el mundial estaba muy bien, probablemente en mi mejor momento de forma, como luego se demostró más tarde en esa Copa de Europa, pero a veces hay factores que no dependen solo de mi. Los esquís influyen mucho, afortunadamente a veces, o desafortunadamente otras veces, No se puede elegir.

Miremos al futuro ¿Cuál es tu próximo objetivo a corto plazo?

Mi objetivo a primera vista en la primera Copa del Mundo en Finlandia, donde ya me mediré con los mejores esquiadores del mundo. Luego, obviamente, es ir a los JJOO y mejorar mis marcas siempre con prudencia. Quiero ir paso a paso.

¿Y de cara a los próximos 2-3 años?

No quiero ver más allá de este año. Como mucho veo el mundial de aquí a dos años. Tengo una espina clavada con los mundiales.

Última pregunta Imanol. En Ibiliz Fundazioa trabajamos para ayudar a los deportistas a alcanzar sus sueños. ¿Cuál es tuyo como deportista?

Mi sueño era ir a los juegos olímpicos y lo he conseguido, pero evidentemente siempre quieres algo más, una medalla o diploma olímpico. Sé que es difícil, pero también era difícil llegar a una olimpiada siendo de Tolosa.

Te deseamos toda la suerte del mundo en tu carrera profesional. Desde Ibiliz Fundazia estaremos encantados de seguirte, en los buenos y en los malos momentos. Eskerrik asko.

Eskerrik asko zuei, por toda la ayuda que me estáis dando.